Amandil (Amigo de Aman, en quenya) fue dúnadan de Númenor, y el último Señor de Andúnië. Era hijo de Númendil y padre de Elendil

Era descendiente de Elros Tar Minyatur por parte de un linaje paralelo de la familia real, pero no a la casa regente que heredaba la corona y el trono en la ciudad de Armenelos.

Durante el reinado de Ar-Pharazôn, Amandil se convirtió en líder de los Fieles, los númenóreanos amigos los elfos, que llegaron a ser tachados de disidentes. Rechazó totalmente a Sauron, que había llegado a ser adorado como un dios en la corte de Númenor. En los días que Pharazon y Amandil eran jóvenes, Amandil le habia sido importante y muy valorado por Pharazon y aunque se contaba entre los Amigos de los Elfos, permaneció en el consejo del rey hasta la llegada de Sauron. Entonces con la llegada de Sauron a Numenor fue destituido, pues Sauron lo odiaba mas que a ningún otro en Numenor. Pero era tan noble y había sido un capitan de mar tan poderoso, que todavía lo honraban muchos del pueblo, y ni el rey ni Sauron se atrevían a ponerle las manos encima. Por tanto Amandil se retiro a Romena, y a todos aquellos que parecían mantenerse fieles los convoco junto a el en secreto, porque temia que el mal creciera y que los Amigos de los Elfos estuviesen en peligro.

Entonces cuando los fieles se enteraron de los planes de Sauron de destruir el arbol blanco se lamento pues sabia que Sauron conseguiria su proposito. Mas tarde cuando Sauron preparo los planes con el rey de invadir Aman en ese momento Amandil se despidio de todos los de su casa como quien va a morir diciendoles que lo mas posible es que no volvieran a verlo. Se dice que Amandil se hizo a la mar por la noche, en una pequeña embarcacion y fue hacia el este, y luego dio media vuelta y navego hacia el oeste.Y llevo consigo a tres sirvientes muy queridos, y nunca hubo noticia ni señal de ellos en este mundo, ni cuento ni conjetura sobre la suerte que corrieron.

Cuando Ar-Pharazôn atacó Aman, Amandil aconsejó a Elendil que huyera con su familia de Númenor, temiendo su destrucción. Amandil navegó hacia Aman tratando de evitar el castigo de los Valar sobre los númenóreanos, pero no se volvió a saber nunca de él.

 Los Hombres no podian ser salvados una segunda vez y era dificil que hubiera absolucion para la traicion de todos menos de los Fieles en Numenor.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.